Prensa escrita, ¿efectiva en respuesta directa?

Si repasamos los periódicos encontraremos empresas tipificadas como de respuesta directa que se anuncian en la portada de periódicos nacionales, grandes marcas reconocibles por todos que buscan la llamada del cliente.

Pero nosotros, Freedom, no somos ese tipo de empresa de respuesta directa. Aunque somos una marca bastante reconocida para la inversión que hacemos al mes en publicidad, no llegamos al nivel de estos bancos y aseguradoras, que hacen campañas de respuesta directa con algo o mucho de branding.

Freedom, además, tiene un problema de categorización de su actividad, la mayoría de la gente no sabe donde situarnos. ¿son un banco?, ¿una financiera?, ¿unos asesores de inversión?, ¿un chiringuito financiero?.

Así que necesitamos, primero que nos conozcan, después que entiendan lo que hacemos y por último que consigamos ganarnos su confianza para que nos llamen y nos expongan su caso. En radio, frecuencia, espacio y prescripción pero en prensa…, es más complicado.

Siempre que hemos probado prensa escrita el resultado ha sido pobre. Lo que mejor nos ha funcionado históricamente, son las secciones fijas de consultorio, donde resolvíamos día a día las preguntas e inquietudes en materia económica de los lectores. Las páginas completas, los anuncios pequeños, las medias páginas, en general, no han sido capaces de recuperar la inversión, y eso que solemos conseguir precios muy, muy baratos para las pruebas.

Aun así, hoy hemos comenzado de nuevo una prueba, esta vez en el diario Público. Hoy hemos publicado un anuncio de página completa y mañana publicamos un artículo «¿cómo llegar a fin de mes?».

Anuncio Freedom Finance Diario Público

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *